Política

Violencia machista | Tres de cada cuatro menores expuestos a violencia de género en pareja han vivido también maltrato directo del agresor – El Salto

Violencia machista | Tres de cada cuatro menores expuestos a violencia de género en pareja han vivido también maltrato directo del agresor - El Salto


La Delegación Contra la Violencia de Género y la Unidad de Psicología Preventiva de la Universidad Complutense de Madrid han presentado esta mañana el estudio “Menores y violencia de género”. En la investigación, presentado por la Delegada del Gobierno Contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, y la directora del estudio, María José Díaz-Aguado, han participado también el Ministerio de Educación y Formación Profesional, 16 Comunidades Autónomas, Ceuta y Melilla. 

Según el documento, en el que han participado 10.465 personas de entre de 14 a 18 años, 3.045 docentes y 227 equipos directivos, casi 1 de cada 4 menores (el 24,7%) ha estado expuesto a alguna de las 12 situaciones de violencia de género contra la madre (VGM). Las situaciones más frecuentes (un 14,3%), son las de violencia psicológica: “insultar o ridiculizar” y “hacer sentir miedo”, según ha explicado Igualdad en nota de prensa.

El 7,1% ha tenido conocimiento de agresiones físicas. En el 70% de los casos el maltrato ha sido realizado solo por su padre; en el 24,6% solo por otro hombre y en el 5,4% por el padre y por otro hombre. Además, tres de cada cuatro menores expuestos a esta violencia han vivido también maltrato directo hacia el menor por parte del hombre que maltrató a la madre.

Rosell ha destacado que una gran mayoría de las chicas que han estado expuestas a VGM, no han sufrido después violencia de género en las relaciones de pareja y la mayoría de chicos no la reproducen

Por otra parte, el 19,3% ha estado expuesto de forma repetida a situaciones de VGM según los datos del estudio, con dos niveles de gravedad y puntuaciones medias diferentes en indicadores de bienestar y desarrollo. Entre estos menores, expuestos a veces a VGM (13,3%) y expuestos repetidamente a esa violencia (6%), la exposición a este tipo de violencia no va asociada a un peor desarrollo. Por otra parte, las chicas muestran una mayor sensibilidad para reconocer la violencia y a los chicos les resulta más difícil.

En ese sentido, Rosell ha hecho hincapié en no revictimizar a los y las menores que se han encontrado en esta situación, ya que tal como muestra el estudio, “una gran mayoría de las chicas que han estado expuestas a VGM, no han sufrido después violencia de género en las relaciones de pareja y la mayoría de chicos no la reproducen”. En ese aspecto ha insistido también María José Díaz-Aguado, con un mensaje de esperanza: “La inmensa mayoría de menores salen de este tipo de violencia, no lo viven en sus relaciones de pareja”.

LA MITAD HA PARTICIPADO EN ACTIVIDADES DE PREVENCIÓN

El estudio muestra también la prevención escolar de la violencia de género como eficaz condición de protección. El 46,8% de menores recuerdan haber trabajado contra la violencia de género en la escuela. Ese trabajo de prevención de la violencia de género, hace que las chicas que lo recuerdan tengan menos riesgo de vivir violencia de género en sus parejas. Esto no significa que la prevención escolar sea suficiente, sino que hay que incluirla en un tratamiento integral, junto con otras medidas desde todos los contextos de desarrollo.

Solo el 4,6% del profesorado y el 1,3% de equipos directivos consideran que no es necesario tratar el problema de la violencia de género

Rosell ha destacado la importancia “de la educación sexual y afectiva para prevenir la violencia de género y la violencia sexual” y de la formación del profesorado “para dotarlo de herramientas educativas efectivas”. En ese aspecto, el estudio muestra como solo el 4,6% del profesorado y el 1,3% de equipos directivos consideran que no es necesario tratar el problema de la violencia de género.

Tanto profesorado como equipos directivos destacan, como principales medidas para avanzar, la formación del profesorado y materiales bien elaborados, incorporarlo en planes integrales de centro, orientados a la prevención de todo tipo de violencia y que incluyan específicamente la violencia de género. Se trata de medidas que van en la dirección de las propuestas del Pacto de Estado Contra la Violencia de Género según señala el Ministerio de Igualdad.

Los datos de este estudio se recogieron entre abril y junio de 2019, por lo que Igualdad entiende que estos resultados representan un excelente punto de partida para comparar avances posteriores y evaluar con precisión la puesta en marcha desde las propuestas del Pacto de Estado contra la Violencia de Género.



Source link

También pueden gustarte

Leer Más