Entretenimiento

Un restaurante de Formentera ha sido un foco de contagio de Covid-19 para diversos empleados y clientes

Un restaurante de Formentera ha sido un foco de contagio de Covid-19 para diversos empleados y clientes


Palma de Mallorca
Actualizado:

Guardar

La Guardia Civil ha concluido por ahora la investigación de las presuntas irregularidades cometidas por el dueño del restaurante El Pirata de Formentera, J. Y., quien fue detenido el pasado domingo por la Benemérita como presunto autor de dos delitos, uno de lesiones, porque habría favorecido la propagación del coronavirus, y otro contra los trabajadores, porque no habría respetado las normas de riesgos laborales. Tras ser arrestado, compareció el lunes ante el juez, quedando en libertad con cargos.

Cabe recordar que el Govern había decretado el cierre del citado restaurante el pasado 14 de agosto, después de haber detectado en una inspección que cinco empleados que debían estar en cuarentena, por haber estado en contacto con dos compañeros que habían dado positivo, seguían trabajando en el local. Con posterioridad, el 17 de agosto, la Dirección General de Salud Pública hizo un llamamiento para que todas las personas que hubieran acudido al establecimiento entre el 10 y el 14 de agosto se hicieran las pruebas PCR, que serían llevadas a cabo por el citado departamento autonómico.

En ese contexto, todos los empleados del mencionado empresario se hicieron también las preceptivas analíticas en esas fechas. Sobre un total de unos 45 trabajadores, hubo al parecer 15 positivos, si bien este dato aún no ha podido ser confirmado oficialmente. Ese incremento exponencial en el número de empleados contagiados, motivó finalmente la detención del propietario de El Pirata el pasado domingo. El citado local se encuentra ubicado en la playa de Ses Illetes de Formentera. En ese enclave, el restaurador ahora investigado posee también otro restaurante, Es Molí de Sal, que la pasada semana cerró sus puertas de forma voluntaria. De momento, esos dos establecimientos permanecen aún cerrados. Se da la circunstancia de que el dueño de ambos locales es también el juez de paz de Formentera, labor que desempeña desde hace unas dos décadas.

Testimonios personales

Según ha publicado este viernes «El País», siete amigas procedentes de la Península que el 10 de agosto almorzaron en El Pirata decidieron hacerse recientemente las pruebas PCR, después de que una de ellas hubiera tenido conocimiento del llamamiento urgente que, como se ha indicado, hizo el Gobierno balear para intentar localizar a todas las personas que habían estado en el citado establecimiento entre el 10 y el 14 de agosto.

La media de edad de ese grupo de siete amigas es de 30 años. Por lo que respecta a sus lugares de residencia, viven mayoritariamente en Madrid o Murcia. En esta última ciudad reside una de esas siete jóvenes, Irene, quien ha explicado al citado rotativo su experiencia. Así, ha señalado que tras conocer la labor de búsqueda iniciada por el Govern decidió hacerse las analíticas con celeridad en un centro privado de su provincia, ante el temor de poder estar infectada. El test que se le hizo confirmó que se había contagiado de Covid-19, al igual que le ocurrió también al resto del grupo. Desde entonces, Irene no ha sufrido los síntomas de la enfermedad, mientras que sus amigas sí han desarrollado algunos, si bien no han requerido ser ingresadas en ningún hospital.

«Nosotras lo vimos de casualidad en la prensa local porque alguien nos envió la noticia, pero mucha gente quizás no se ha enterado», ha indicado Irene en relación al llamamiento urgente que había hecho el Govern el 17 de agosto, para añadir: «Tendrían que haber tenido un registro de las reservas y los clientes del restaurante». Esta joven cree que ella y sus seis amigas sólo se pudieron haber contagiado en El Pirata, ya que la única integrante originaria del grupo que finalmente no ha dado positivo no almorzó ese 10 de agosto en ese establecimiento. Irene también ha desvelado que ha tenido conocimiento de que otro grupo de amigas que en esas mismas fechas comieron en el citado restaurante se encuentran en una situación muy parecida. Así, de las 14 jóvenes que conformaban ese segundo grupo, 11 de ellas han dado positivo por coronavirus recientemente.

Ver los
comentarios



Source link

Dejar un comentario

También pueden gustarte

Leer Más