Política

Biden se acerca a la Casa Blanca en un ajustado recuento que dura ya más de tres días

Biden se acerca a la Casa Blanca en un ajustado recuento que dura ya más de tres días


Le quedan un puñado de votos. Después de haberse contado más de 140 millones de papeletas, la presidencia de Estados Unidos se va a decidir, como pasó hace cuatro años, por el puñado de votos que pueden separar al candidato demócrata, Joe Biden, del candidato republicano, Donald Trump, en estados que en estas elecciones se han vuelto decisivos: Georgia, Nevada, Pensilvania o Arizona.

Trump agita a sus seguidores con un bombardeo de 'e-mails' durante el recuento: "¿Lucharás por tu presidente?"

Trump agita a sus seguidores con un bombardeo de ‘e-mails’ durante el recuento: «¿Lucharás por tu presidente?»

Saber más

Biden, quien va por delante en voto popular (cuatro millones más que Trump) y en votos electorales (264 frente a 214), está aguantando la ventaja en Nevada y Arizona –este último estado ha sido contabilizado por algunos medios para Biden, incluido elDiario.es porque sigue el criterio de la agencia AP, si bien hay otros, como CNN o The New York Times, que aún no lo ha hecho–.

Pero no sólo eso, como pasó en Wisconsin y Minnesota, Biden está a punto de superar a su oponente en Georgia y Pensilvania,. Si termina pasando en este último estado, el candidato demócrata se proclamaría presidente, en tanto que los 20 votos electorales de Pensilvania harían innecesarios los 11 votos en disputa en Arizona.

 A las 23:00 PM hora de la costa este, 5.00 de la mañana en España, a Biden solo les separaban 24.484 votos de Trump en Pensilvania. Para que Biden se siente en el despacho oval solo le hacen falta dos estados de los siguientes cuatro: Arizona, Nevada, Carolina del Norte –que parece decantada por Trump, al igual que Alaska– y Georgia. Si se hiciese con Pensilvania, no necesitaría nada más: la presidencia sería suya.

Mientras Biden tiene a Trump a esos 24.484 votos de distancia en Pensilvania, el candidato demócrata sigue recortando distancia a Donald Trump en Georgia, un estado que ha votado republicano desde hace 16 años.

Desde la noche del jueves, cuando la distancia era de algo más de un punto (1.805 votos), Biden ha sumando votos, principalmente de las zonas urbanas. Con el escrutinio sin terminar, está a solo una décima de Trump.

Si Biden consigue pintar Georgia de azul se haría con sus 6 compromisarios. Medios como AP y FOX News han dado al demócrata Arizona, aunque otros como CNN y New York Times todavía no. Contando Arizona, Biden llegaría a los 270 compromisarios y sería el próximo presidente del gobierno.

Esa capacidad de Biden para ir recortando distancias a medida que se contabiliza el voto por correo ha llevado a Trump a multiplicar las denuncias de fraude sin prueba alguna en las elecciones del país que preside.

En efecto, el presidente Donald Trump insiste sin aportar pruebas en que ha ganado las elecciones y que si no es reelegido, se debe únicamente al fraude electoral. «Si cuentas los votos legales, he ganado con facilidad», ha afirmado en un breve discurso desde la Casa Blanca. «Si cuentas los votos ilegales, pueden intentar robarnos las elecciones».

El presidente ha denunciado que la «maquinaria electoral» en los estados que quedan por decidir está dirigida por demócratas y asegura que ha ganado en estados clave como Georgia y Pensilvania, donde el escrutinio continúa y aún no hay un claro vencedor.

«He ganado todos los votos legales contados», ha denunciado. «No ha habido una ola azul como preveían, sino que ha habido una ola roja», ha señalado. Sin embargo, según las proyecciones de la agencia AP, considerada tradicionalmente como referente en las elecciones del país, Biden tiene garantizados 264 compromisarios y le bastaría con ganar un estado más para ganar las elecciones. Trump, por su parte, tiene asegurados 214 compromisarios, muy lejos de los 270 necesarios para ganar las elecciones.

Como ya es habitual, el presidente ha arremetido contra el voto por correo. «Es increíble cómo este voto por correo es solo de un lado», ha denunciado. Varias cadenas han cortado la emisión desde la Casa Blanca ante las mentiras del presidente.

Tan lejos ha llegado el presidente de EEUU que las cadenas de televisión ABC, CBS y MSNBC dejaron de emitir la intervención del presidente Donald Trump por sugerir sin pruebas que hay un inmenso fraude electoral para que Joe Biden gane la presidencia. El periodista de ABC News Terry Moran ha afirmado en directo que «esto no es un reality show, sino las elecciones de EEUU», informa Lucía Hernández.

Biden: «Seremos declarados los ganadores»

«No tenemos duda de que cuando acabe el recuento, seremos declarados los ganadores», ha afirmado este jueves Joe Biden en un breve discurso en el que ha pedido «calma» a los estadounidenses mientras avanza el lento y agónico recuento en los últimos estados. «El proceso está funcionando», ha añadido.

«Cada voto se debe contar y es lo que vamos a ver a partir de ahora. La democracia a veces es caótica y requiere paciencia», ha afirmado el demócrata, que ha señalado que sigue teniendo confianza en su victoria. Toda la atención está puesta ahora en Arizona, Nevada, Georgia y Pensilvania, que serán la clave para decidir al próximo presidente de EEUU».

Mientras tanto, jueces en Michigan y Georgia han rechazado demandas sobre el recuento presentadas por el equipo de Trump. Un tribunal estatal de Georgia ha rechazado este jueves la demanda presentada por el Partido Republicano de Georgia que pretendía prevenir «el recuento ilegal de papeletas recibidas tras las elecciones» en Savanah. En Georgia aún no se ha declarado un ganador y aunque Trump lidera el escrutinio, la diferencia es muy reducida (0,3%).

En Michigan, la jueza Cynthia Stephens ha rechazado la demanda de la campaña de Trump que exigía paralizar el escrutinio en el estado ante una presunta falta de acceso de los observadores a los centros donde se cuentan los votos. Según las proyecciones de AP, Biden ha ganado Michigan.





Source link

También pueden gustarte

Leer Más